Nuestra sociedad es ante todo informacional. Este tópico es admitido en casi todas las esferas de la reflexión sobre el presente.

Esta obra analiza las sociedades de la información, en las que se ha tomado una especial conciencia de que la vida social se basa cada vez más en la creación y el intercambio de información.

Para conocer en profundidad el sentido de la sociedad industrial, de su evolución y de su institución característica, la empresa, y orientarse en la sociedad de la información y el conocimiento en que nos movemos.

En el proceso de racionalización creciente de la vida, la sociología, las ciencias sociales, en general, pretenden racionalizar la misma vida social. La experiencia acumulada en los dos últimos siglos nos muestra el difícil camino del progreso y sus discontinuidades.